J509: Elementos determinantes de la ventaja competitiva en tecnología e innovación…


De acuerdo con los elementos determinantes de la ventaja competitiva, la competividad de un país se determina por el conjunto de fuerzas que genera para que sus empresas puedan crear valor; así, esas fuerzas son las fuentes de competitividad.

Una definición que incluye al mercado externo, sostiene que la competitividad es el incremento sostenido de la productividad, también caracterizado por el incremento de las exportaciones. Los países que se encuentran en posiciones líderes en el desarrollo de tecnología tienen grandes ventajas en comparación con aquellos con economías en vías de desarrollo; sin embargo, un ambiente macroeconómico estable puede ser propicio para la innovación en ciertos sectores industriales, o bien, para la imitación o copia de tecnologías probadas.

El modelo de los determinantes de la ventaja nacional, permite apreciar cómo influyen los diversos elementos que intervienen en el éxito o fracaso de un sector en particular dentro de una nación y las relaciones entre ellos, como se muestra a continuación.

  1. Condiciones de los factores.
    La disponibilidad de los factores de la producción determina no sólo la capacidad de la industria para proveer los insumos necesarios a la industria misma, sino incluso para exportarlos.
  2. Condiciones de la demanda.
    Se refiere a la demanda interior para el servicio del sector que debe tener tres atributos genéricos: La composición de la demanda interior, el tamaño y la tendencia de crecimiento de esta demanda y los medios para transmitir las ventajas que tiene este sector hacia el exterior.
  3. Sectores conexos y auxiliares.
    Los sectores de apoyo en el gobierno, la industria y la academia influyen directamente en el desempaño y la determinación de las fuentes de competitividad.
  4. Estrategia, estructura y rivalidad de la empresa.
    La conjunción de metas, estrategias y formas de organización de las empresas de un sector se derivan de la identificación de sus fuentes de competitividad. La rivalidad en el mercado interior tiene reglas que influyen en el desempeño de las empresas y su búsqueda de la perfección, o bien en su declive.

Desde el punto de vista de la empresa, la competitividad se relaciona con el conjunto de actividades involucradas en la cadena de valor que contribuyen a aportar valor para el cliente, lo que puede manifestarse en una forma más eficiente de realizarlas, o bien, de una manera que sea posible agregar mayor valor que los competidores. La creación de valor se genera desde el interior de las empresas y organizaciones para hacer más atractivos los productos o servicios, ganar mayor participación en el mercado, incrementar la eficiencia y establecer una dinámica en actividades de innovación que sostenga lo anterior.

La competitividad mantiene un estrecho vínculo con el uso de la tecnología al propiciar ventajas competitivas basadas en innovación que hoy día es considerada como la práctica más determinante de un negocio exitoso, además de la implantación de estrategias genéricas de bajo costo, diferenciación o especialización.




    Responder

    Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

    Google+ photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

    Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: